Curiosidades del jamón, Jamón ibérico

¡5 curiosidades del jamón ibérico de bellota que te sorprenderán!

Aunque pienses que lo sabes todo de uno de los productos más admirados de nuestro país, ¡nada más lejos de la realidad! El jamón ibérico de bellota tiene tras él infinitas curiosidades que seguro que te interesan si eres un amante de este delicioso plato.

¿Quieres saber más del jamón ibérico de bellota? ¡Sigue leyendo porque estas 5 curiosidades te interesan!

¿Lo sabes todo del jamón ibérico de bellota? ¡Apunta estas curiosidades!

  • Los cerdos que producen el jamón ibérico de bellota, al contrario de lo que puedas pensar, no solo se alimentan de bellotas en la montanera, sino que también lo hacen de otros productos naturales, como hierbas o raíces. Además, ¿sabías que pueden recorrer hasta 15 km al día para encontrar el agua y la comida que necesitan? Respecto al agua, ¡pueden llegar a beber hasta 50 litros!
  • ¡Atención, esto te sorprenderá! El vino tinto no es el mejor maridaje del jamón ibérico. Contra todo pronóstico, el jamón ibérico no tiene por qué ir acompañado siempre de vino tinto, de hecho, ¡es mucho mejor acompañarlo de vino blanco por su sabor más dulce! Es decir, el vino blanco potenciará mucho más los matices del jamón ibérico de bellota. De hecho, hay sommeliers que recomiendan incluso degustarlo con vino manzanilla o cava. 
  • Si tienes sobres de jamón en el frigorífico, debes sacarlos 1 hora antes de degustarlos para apreciar mejor su sabor y aroma. Además, es conveniente consumirlos a temperatura ambiente (entre 20 y 25 grados). Por último, las lonchas deberían colocarse en un plato para que se oxigenen poco a poco y apreciar mucho mejor su sabor.
  • Si huyes del jamón ibérico porque piensas que su alto contenido en grasas es malo para la salud, ¡error! el jamón ibérico es realmente maravilloso para la salud, a diferencia de lo que puedas creer. Contiene gran cantidad de vitaminas B1, B6, B12 y vitamina E. Asimismo, tiene un elevado contenido en ácidos grasos monoinsaturados, entre los que destacan el ácido oleico, rico en polifenoles que actúan como antioxidantes.

Puntitos blancos del jamón ibérico de bellota: ¿qué son?

¿Sabes qué son los puntitos blancos del jamón ibérico? Se llaman cristales de tirosina y nos confirman que el proceso de curación de la pieza se ha llevado a cabo de manera óptima. Es decir, estos puntitos son sinónimo de procesos de curación extensos, asociados a productos de mayor calidad, así que no temas si te encuentras con muchos en tu jamón porque eso significará ¡que estará delicioso!

Además, estos cúmulos de tirosina también aparecen en otros productos curados, como puede ser el queso. En este caso, ¡también es buena señal si aparecen!

Con todas estas curiosidades, ¿no se te está abriendo el apetito? ¡Descubre nuestro jamón Monte Regio y degústalo con los tuyos! Por ejemplo, puedes elegir una paleta serrana con velitas ibéricas a un precio inmejorable. ¡Compruébalo por ti mismo en nuestra web!

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *